SIN RECOMPENSA

Por Adrián CG. (Cuba)

Hay que amar, a pesar de la metralla,

a los perpetradores de la guerra 

y al asesino incólume que entierra

un cadáver después de la batalla. 

Hay que amar al que ve lo injusto y calla,

y al muerto que resiste bajo tierra;

y al hombre despreciable que destierra

sus sueños más allá de la muralla. 

Hay que amar la afrentosa pesadilla

de tener que poner la otra mejilla

tras la consumación de alguna ofensa. 

Hay que inmolarse en el altar pagano

de un dios semidivino y semihumano 

sin esperar ninguna recompensa. 

Adrián Calderín Gutiérrez

Cuba, 1987. Reside actualmente en Quito, Ecuador. 

Amante de las formas clásicas de la poesía y de las obras maestras de la literatura. Licenciado en Lenguas Extranjeras. Traductor, intérprete, profesor de lenguas extranjeras. Sus poemas constan en más de 30 antologías en España y Argentina, así como en varias revistas literarias de México y Argentina. Autor del poemario Breve manual para enamorar a una flaca bajo el pseudónimo Adrián CG.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: